Skip to Content

Raza y autismo

niños de distintas razasMucho se está hablando del incremento espectacular del autismo en la población. Las cifras que se llegan a barajar cifran en 1 de cada 166 niños los casos de autismo.

Estos datos, como todo, podemos creernoslos sin más o indagar sobre su realidad. Un estudio curioso que se ha hecho de estos datos (para California especialmente) se señala en el siguiente blog .

Entre las conclusiones que se obtienen están las siguientes:

"Si un niño en California es blanco o asiático y discapacitado es más probable que sea autista que mentalmente retardado, y si un niño es hispano y discapacitado en California es más que probable que sea mentalmente retardado que autista. En el caso de niños negros, es ligeramente más probable que sean mentalmente retardados que autistas.
Dependiendo pues cómo ve uno el autismo y el retardo, se da un caso de superioridad racial. Parece entonces que esto no es otra cosa que niños blancos con acceso a mejores o diferentes médicos o diferentes diagnosis" (traducción libre del siguiente texto que aparece debajo).

"This means if a kid is White and disabled in California he is more likely to be autistic than Mentally Retarded,
and if a kid is Asian and disabled in California he is more likely to be autistic than Mentally Retarded
and if a kid is Hispanic and disabled in California he is more likely to be Mentally Retarded than autistic.
If a kid is Black and disabled in California his is slightly more likely to be Mentally Retarded than autistic.
Depending on how one views autism and retardation, there is a case to be made for racial superiority.
If you think autism is a fate worse than death, than one wonders what's wrong with the genes of white and Asian people?
OK, one doesn't really wonder this. One thinks that this is another case of White kids getting access to better or different doctors giving better or different diagnoses."

Mi opinión personal es que todos estos datos, aunque interesantes, no pasan de un nivel informativo y que a los padres y a los analistas de conducta esto no les va a resolver ni dar ideas sobre sus problemas específicos. Corresponde a epidemiólogos y otros especialistas médicos, examinar estos datos y tratar de establecer correlaciones u otros estudios al respecto.
Lo que sí tal vez sirve es para darse cuenta una vez más, que el etiquetado sigue teniendo ese componente político o de ideal, que nos debería llevar a ponerlo en cuarentena lo más posible cuando estemos con nuestros niños. Ni ellos ni la terapia conductual necesitan saber hasta qué punto, si alguno, el niño es o no "autista". El cambio de visión, como siempre digo, no es fácil, pero conviene señalarlo una y otra vez..

Para saber más sobre el pretendido aumento en la incidencia en el autismo visita los artículos de neurodiversity.

Sin votos (todavía)

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.


Dr. Radut | story